Tag Archives: depresión

Interrelación entre Acupuntura y Psicología (III). “Elemento Fuego” (parte I)

Los cuatro aspectos del “Elemento Fuego” son:

  • CORAZÓN
  • INTESTINO DELGADO
  • “MC” (MAESTRO DE CORAZÓN)
  • “TR” (TRIPLE RECALENTADOR)

Ellos dan al ser humano el poder de “expresarse conscientemente”.

Los párrafos que siguen, pretenden acercar los conocimientos básicos de la Medicina Tradicional China en relación al “elemento FUEGO”, señalando qué características concurren en las personas, tanto si su funcionamiento es adecuado, como cuando no existe un equilibrio en la energía de dicho elemento.


CORAZÓN

Un “Elemento FUEGO” en armonía otorgaría:

  • “TOLERANCIA al CAMBIO”
  • Capacidad para investigar la vida mental Superior.
  • Control de la circulación de Ideas “en” y “entre” personas.
  • Nutrición a la consciencia y a la expresión del “amor incondicional” a uno mismo y a los demás.

Como todos los “Elementos”, tiene atribuido una parte “Yin” y otra “Yang”.

CORAZÓN   “YIN”

Cuando el “Yin” sea suficiente, la persona tendrá:

  • “Comprensión”.
  • “Inspiración y creatividad” en cualquier ámbito, ya sea artístico, amatorio…
  • Un impulso a conocerse a sí misma y a realizarse.

El Corazón “Yin” controla la circulación venosa y su papel es diastólico y pasivo.

DESCENSO DE “YIN” DE CORAZÓN

El descenso de la “energía Yin de Corazón”, produce en la persona:

  • Ser monótono, aburrido, poco interesante, sin ideas propias. En el caso de que desarrollara una faceta artística, no sería por auténtica creatividad; sería por imitación (siempre y cuando el “Yang” de Corazón esté intacto).
  • Puede presentar “ fases de amnesia”.
  • Puede presentar ansiedad, con tintes de miedo o rechazo, sobre todo en las “relaciones amorosas”, y que puede aparecer cuando una relación toma forma, ya sea consciente o inconsciente.
  • También al dejar la seguridad de lo conocido e ir a lo desconocido.
  • Fobias (claustrofobia, agorafobia…) respecto a cualquier efusividad emocional de naturaleza placentera.
  • Depresión; con ciclos maniaco-depresivos. Cuando la espontaneidad, la creatividad y su expresión pueden abrirse paso a través de la represión, pasará al estado maniaco y transmitirá todo el caos de una “fuerza primitiva” con hipersexualidad, conductas temerarias, bromas y palabras fuera de lugar, etc. (Ese inconsciente puede salir “a lo loco” con episodios maniacos).
  • Relaciones amorosas poco apasionadas y frías, aunque podría simular la ternura y calidez de la que carece con inclinación a la estabilidad imperturbable. En la fase maniaca el hombre tenderá a la eyaculación precoz. A veces el fingir sentimientos de amor le producirá también ansiedad.
  • El “Fuego” abrasador no descarga plenamente la actividad beta del sueño y aparece, sobretodo en la edad adulta, un tipo de insomnio caracterizado por despertares sobre la 5 de la madrugada, con agitación y sin poder conciliar después.
  • La de la mujer será seductora pero con actitud masculina, y no sexualmente receptiva a los hombres.

El hombre será agresivo, de “hombros encogidos” como única rigidez “aparente”. Pues lo real es muy profundo.

Causas del descenso del “YIN” de Corazón

  • Constitucional, de nacimiento (ser “inerte”):
    • El sujeto tendrá la apariencia de falta de vitalidad en su cuerpo.
  • Adquirido:
    • Debido a una “represión” de la creatividad por parte de sus padres. Por ejemplo: cualquier idea es demoníaca.
    • Padres afectivos pero que no lo manifiestan, lo cual dañará la capacidad de sentir dicha y amor espontáneos en el niño.
    • Su cuerpo será acorazado e inflexible con tensión muscular por todo el cuerpo. Predominando en él el “control y la rigidez”.

EXCESO DE “YIN” DE CORAZÓN

Da una hiperconsciencia, tanto del mundo interior como del exterior (hiperconsciencia interna y externa); todo ello provocará: agitación, inquietud, confusión, desorganización, dificultad para mantener una continuidad y concentración en el pensamiento y en la atención, lo cual generará una gran fatiga, un gran cansancio; además incluso en los sueños aparecerá esta agitación. Se levantará como si no hubiese descansado. Posiblemente se lance a la música, pintura, escritura…, como medio para dar salida a sus inquietudes creativas. Tendrá que luchar por dar un enfoque firme a su vida y no ir de forma hipomaníaca saltando de una cosa a otra.

Ansiedad por la amenaza constante de perder el juicio y que además, los demás lo tomen por irracional o “chiflado”. Necesidad de Control.

Un sentimiento “excesivo” de amor que puede resultar abrumador para “el objeto de amor”, e incluso a veces peligroso por la posibilidad siempre presente de pérdida de control (incluido en el aspecto sexual).

También de estructura física “rígida”.

INSUFICIENCIA DE “YANG DE CORAZÓN”

”Son la ideas que nunca se llevan a cabo”

Muy rico en ideas, creativo (de manera innata) en todas las áreas de su vida, pero sin poder llegar a expresarlas o ejecutarlas de forma organizada y realista.

Esta incapacidad puede conducirle a una actitud poco convencional y en contra de lo establecido.

Puede darse un fenómeno de rebote y buscar la emoción en forma de actividades arriesgadas, que llegarán a ser adictivas.

Siente amor, afecto y cariño pero no puede expresarlo y sí que puede fingirlo (pero al contrario que en el descenso de “Yin de Corazón”, éste sí que lo siente).

Pueden estar llenos de pasión (por tener el “Yang de Corazón” bien) pero el sexo adulto será difícil y tenderá a sexo fácil sin opción al fracaso (niños, prostitutas, gigolós, etc.)

Ansiedad cuando aparecen ocasiones que “impliquen” expresión en el ámbito que sea.

Fobias también por el mismo motivo. Hablar en público, docencia “miedo escénico”.

Al final es miedo acumulado por ese fracaso a la hora de comunicar; debilita el “Elemento Agua” y puede dar lugar a una depresión.

Aspecto físico: dado que la parte superior del cuerpo es la más involucrada en la expresión corporal (manos, pecho, cabeza…) esta parte estará menos desarrollada que la de cintura para abajo (al contrario que en el descenso de “Yin de Riñón”)

EXCESO DE “YANG DE CORAZÓN”

Es el comunicador compulsivo, en el que la cantidad predomina sobre la calidad, que aunque al principio es valorado, va perdiendo posteriormente dicho valor haciéndose repetitivo.

Necesita público constante y puede incluso convertirse en “artista del fraude” y “vendedor de humo” (incluso embaucador).

Ansiedad; dada su escasa capacidad de ideación, el fingir ante los demás y ante sí mismo para demostrar su valía, le producirá ansiedad por ser descubierto y puede pasar también a un estado depresivo (por ejemplo ante la ausencia de ese público receptivo o darse cuenta de que no ha alcanzado una “obra maestra” sino que, como mucho, ha alcanzado la mediocridad).

Si bien los procesos mentales pueden permanecer relativamente claros, la inclinación a abordar el contenido y a ser expansivo, podrá conducir a un razonamiento ilusorio agitado, especialmente con delirios de grandeza, intercalando episodios de profundo aislamiento.

En cuanto a las relaciones amorosas, la expresión verbal de los sentimientos (teoría, palabras) excede a la “parte práctica de los mismos. Manipuladores con las palabras. Lo más importante es retener y seducir al público que tarde o temprano descubre el engaño.

Con respecto al sexo es más de palabras que de acción y más de razón que de pasión.

En este caso el físico no tiene connotaciones especiales.


INTESTINO DELGADO (ID)

Sus funciones en el plano mental son las mismas que en el plano material.

Separación, absorción y transformación de las ideas:

  • Separación:
    • Entre lo que nutre y lo que contamina.
    • Entre lo creativo y lo destructivo.
    • Entre la claridad y la confusión.
    • Entre el amor y el odio.
  • Transformación o alquimia interna de ideas, de cuyo pensamiento claro, razón clara e intuición sugiere la sabiduría.

Elimina el calor excesivo del “Corazón”.

INSUFICIENCIA YANG DE INTESTINO DELGADO

La “confusión” define su vida. Caos y falta de organización (emocional).

Dificultad (confusión) para separar pensamiento de los sentimientos; un pensamiento de otro pensamiento, y un sentimiento de otro sentimiento.

Tendencia a dispersarse en muchas direcciones y dificultad en la definición de prioridades.

En las relaciones confundirá amor y odio.

Podría haber una base en la etiología de la esquizofrenia.

Toda su confusión puede abocar en una falta de confianza, que puede manifestarse en forma de ansiedad.

Bloqueado en la transformación, queda más limitado, y acentuará la ansiedad, el nerviosismo y el comportamiento maníaco (por esa falta de crecimiento personal).

EXCESO DE YANG DE  INTESTINO DELGADO

Incapaces de unir los opuestas y de percibir los tonos grises en la vida. Todo es blanco o negro. El compromiso no es fácil, por esos motivos.

Por ejemplo: los sentimientos sólo para momentos precisos: En relaciones sexuales, bodas, funerales, etc.

En el resto de acontecimientos todo tiene que ser supervisado por la razón, “todo en compartimentos”.

No puede transformar (crecer) porque pone más énfasis en el análisis que en la síntesis.

Tendencia a la depresión.

Ref. Bibliográficas:
"La acupuntura en la senda de la salud". José L. Padilla Corral 1998. "Psicología y Medicina China; la ascensión del dragón". Leon Hamer 2002. "El gran libro de la Medicina China." Li Ping 2000